jueves, 8 de mayo de 2014

¡Feliz cumpleaños Ricardo Legorreta!

Cortesía El Universal“(…) no debes, no puedes tratar de ser genio. El pretender decir yo voy a ser el arquitecto del siglo XXI… No puedes inventar una arquitectura cada fin de semana, Además, ¿para qué? Es el seguir trabajando, el seguir puliendo. Tú como persona tienes una forma de caminar, de hablar, de mirar y eso va a ser toda tu vida. Tienes que evolucionar. En diez años vas a ser una persona diferente, pero eres la misma persona al mismo tiempo. (…)”
Hoy hace 83 años, nació uno de los arquitectos más influyentes que ha tenido la arquitectura mexicana, Ricardo Legorreta, quien construyó un estilo muy aclamado a nivel internacional a base de la creación de una escala monumental y el uso de colores intensos y de la proporciones.


Ricardo Legorreta, graduado de la Universidad Nacional Autónoma de México, destacó su obra arquitectónica al abstraer y aplicar las raíces de la arquitectura mexicana a la arquitectura contemporánea. Durante su larga carrera obtuvo el Premio Nacional de Ciencias y Artes en el área de Bellas Artes en 1991 y la Medalla de Oro de la AIA en el año 2000.
Hotel Camino Real / Cortesía legorreta+legorreta
Las construcciones de Legorreta combinaron cuidadosamente monumentalidad y espacio interior como los podemos ver en la Fábrica Renault y en el Hotel Camino Real de la Ciudad de México, considerada como una de sus obras más representativas, en la que tuvo el apoyo colaborativo de Luis Barragán.
Legorreta logró salir a la escena global y construyó en gran parte del mundo; obras como la Casa en Zushi, Japón en las que se apropiaba de las características del lugar para diseñar y proyectar antes de poner su estilo y mimetizar la estructura.
Casa en Japón / Cortesía legorreta+legorreta
Ha dejado un gran legado de obras maestras de la arquitectura mexicana y aún después de fallecer podemos ver que el despacho Legorreta+Legorreta, dirigido por su hijo Victor Legorreta, muestra la misma vivacidad arquitectónica que su fundador pudo plasmar en su obra.

1 comentario: