Ricardo Legorreta, el arquitecto amante de la sencillez y la elegancia